Universal Laser Center

Láser para Lesiones de la Piel

Láser
lesiones Benignas

El uso del Láser para el Tratamiento de Lesiones Benignas de la Piel

El uso del láser para  lesiones de la piel es un procedimiento que se realiza en Universal Laser Center. Hay algunas lesiones o enfermedades de la piel que afectan su apariencia y que pueden se solucionados con tratamientos de algunos tipos de máquinas de láser.

Estos tratamientos con láser incluyen algunas afecciones dermatológicas relacionadas con el folículo piloso, las uñas, las glándulas sebáceas y las glándulas sudoríparas que causan no solo problemas de salud, sino también cosméticos.

En el Láser Dermatológico incluimos los protocolos de tratamiento para algunos tipos de inflamación de la piel, algunas condiciones asociadas con el crecimiento anormal del cabello, ya sea congénito o posquirúrgico, y otros trastornos como sudoración excesiva, rinofima, acné y  rosácea, entre otros.

Uso del Láser para Lesiones de la Piel

El  láser para lesiones de la piel es efectivo y la diversidad tecnológica de los equipos de láser facilitan no solo su utilización con fines médicos sino para tratamientos estéticos. Diversas longitudes de onda se utilizan según el tipo de lesiones. El CO2 es uno de los tipos de láseres más utilizados en los tratamientos estéticos y muchas de las lesiones de la piel, aunque no requieren una conducta médica, desde el punto de vista estético favorecen el cuidado y la apariencia de la piel.

Algunas de las lesiones que frecuentemente tratamos en Universal Laser Center se relacionan a continuación

Queratosis Pilaris (Keratosis Pillaris)

La queratosis pilaris es una afección cutánea común e inofensiva que causa pequeñas protuberancias ásperas en la piel, a menudo en la parte superior de los brazos, los muslos, las mejillas o en el area de los glúteos. Es más común en niños pequeños y adolescentes, pero también puede afectar a adultos. La queratosis pilaris es causada por la acumulación de queratina, una proteína dura que protege la piel, que bloquea la apertura de los folículos pilosos, lo que lleva a la formación de los característicos bultos. La queratosis pilaris es una de los tratamientos con láser para  lesiones de la piel que realizamos en Universal Laser Center.

La Queratosis Pilaris es una afección de la piel muy común en jóvenes y es un trastorno del folículo piloso, este trastorno cutáneo se manifiesta con una prominencia folicular y eritema que afecta típicamente al area de los brazos.

Uno de los tratamientos de elección para la queratosis pilares es el uso de un dispositivo de láser y generalmente se requieren  varias sesiones de tratamientos en dependencia del area y extension de las lesiones.

En Universal Laser Center después de una evaluación previa se define el protocolo y el tipo de láser que se va a utilizar, según el tipo y condiciones de la piel. Contamos con varios equipos de láser con diferentes longitudes de onda y con distintos pulsos.

Acrocordones (Skin Tags)

Láser para lesiones de la Pielcomo los acrocordones en Universal Laser Center

Los Acrocordones o etiquetas de la piel nombrados en Inglés como Skin Tags, es una condición común en el area del cuello y parte superior del tórax. Es un crecimiento de la piel pendulado y que algunas personas erróneamente le llaman verrugas, que también es otro crecimiento de la piel pero con diferentes características.

En Universal Laser Center utilizamos el láser para lesiones de la piel y uno de estos procedimientos es el de remover los Acrocordones. Según el tipo y distribución de la lesion y las características de la piel usamos diferentes dispositivo de láser ya sea el láser CO2 o el de láser Erbium . Durante cada sesión de tratamiento se elimina este tipo de lesiones, pero en dependencia de la cantidad y el area tratada pudiera requerir mas de una sesión de tratamiento.

El tratamiento con láser para acrocordones, también conocidos como fibromas blandos o etiquetas cutáneas, es una opción cada vez más popular para eliminar estas pequeñas protuberancias de la piel de manera efectiva y con menos riesgos que otros métodos. Se trata de un procedimiento no invasivo que utiliza un láser específico para calentar y destruir el tejido del acrocordón de forma precisa y controlada, sin dañar la piel circundante. El láser penetra en las capas superficiales de la piel y elimina el acrocordón sin causar sangrado ni cicatrices.